Cómo decorar cartas | 7

¡Sigo decorando las cosas a base de pegar dibujitos infantiles!

Para montar esta carta empecé por el sobre. Tenía una idea e intuía que a mi amiga por correspondencia le iba a molar: un Mario encargado de comunicar la dirección de envío como sólo él podría, lanzando una bola de fuego enorme. No tenía muy claro cómo podía poner mis datos y finalmente me decidí por escribirlos de manera que parecía que salían de una de esas tuberías verdes.



Para escribir la carta usé unas hojas pequeñas rayadas, con una estética que me recuerda a las agendas y que últimamente me atrae mucho.



Escribí mis respuestas a sus preguntas en un par de tarjetas que, como eran sosas, decoré por la parte trasera con papeles estampados. Además, le sugerí yo algunos mail tags en una cartulina aparte.



Como en algunas de las últimas cartas que he escrito, decidí incluir un poco de washi tape y unos pedazos de fabric tape.



¿Os gustan Mario y su bola de fuego?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba